El fotoperiodismo es una pieza fundamental de la comunicación social, más allá de que se crea que una imagen vale más que mil palabras o no. La última sesión del Seminario de Comunicación Social y Cooperación Internacional 2022 organizado por AGARESO y ACPP ha sido protagonizada por la fotografía social y dos de sus máximos exponentes: Anna Surinyach y Mingo Venero.

Venero es fotógrafo documental, con un lenguaje visual muy característico; Surinyach es editora y fotoperiodista de la revista 5W, uno de los referentes periodísticos de la actualidad. La sesión, dividida en dos partes, ha transcurrido entre ponencia y debate sobre la ética, el curso que está tomando la fotografía y la importancia de ser independiente y un poco todoterreno.

Mingo Venero ha trabajado mucho la pobreza infantil, muchas veces de la mano de onegés, con lo que él denomina como “ensayos fotográficos”: fotografía con una idea detrás. A pesar de que sabe que la fotografía clásica y la artística se están acercando, Venero prefiere seguir siendo fiel a la fotografía clásica en blanco y negro como sello de identidad.

La fotografía no solo debe transmitir, también debe contar historias y realidades, principalmente cuando hablamos de fotografía social. Venero construye sus relatos a través de esta regla, haciendo que fotografías aparentemente inconexas acaben con un discurso conductor. “Al final la fotografía es escribir con luz”, equiparando así la fotografía a la narración o la escritura.

Anna Suriyach también se centra en la construcción de historias y para ella es tan importante saber contar la historia como encontrar la historia. Como en las sesiones anteriores del Seminario en las que ha participado recalca que “hay que apostar por una historia, no ir en los tours de prensa”.

Su experiencia, esta vez, viene muy marcada por sus recientes trabajos en Afganistán y Ucrania, dándole una perspectiva muy clara de lo que quiere y no quiere a nivel personal y profesional. Hace hincapié en lo importante que es tener un presupuesto económico antes de emprender el viaje: “Hay que pensar siempre en el corto, en el medio y en el largo plazo dentro de un proyecto”.

A la hora de preparar un viaje y encontrar temas es importante buscar referentes e intentar conocer lo máximo posible el terreno antes de llegar al destino. Aún así, a medida que conoces gente que te cuenta su historia el relato que tú querías construir puede cambiar. Es importante la adaptabilidad y estar en contacto con medios de comunicación y onegés que les pueda interesar diversos temas.

Surinyach es consciente de que el trabajo que hacen tanto ella como Veero no es fácil, y así lo transmite. Escuchando las vivencias de ambos podríamos describirlo como un trabajo sacrificado y enriquecedor. La mayoría de las veces incluso precario, en el que cada vez se exige que manejes más disciplinas. “Los que seguimos en esto es porque somos unos currantes, y no solo de hacer fotos, sino de todo el proceso”, sentencia Surinyach.

Tras las cuatro horas de sesión con los dos ponentes en el aula queda un ambiente de asombro. El alumnado, con el tiempo justo, trata de seleccionar una de las cientos de preguntas que tienen, tras haber escuchado tal cantidad de anécdotas alrededor del mundo.